¿Cuáles son las frutas para desayunar ideales para tus hijos?

Desayuno con frutas y sus beneficios

Sin duda uno de los mejores momentos para incluir frutas en la dieta de tus pequeños es en el desayuno y refrigerios. Éstas, además de ser deliciosas, dulces, ricas en fibra, vitaminas y minerales, también contribuyen a la hidratación gracias a su alto contenido de agua, como es el caso de la sandía, melón, naranja y  mandarina, entre otras.

Todas las frutas son buenas para tu pequeño; sin embargo, su aporte puede ser diferente. Aquí encontrarás algunas que puedes incluir en el desayuno.

Nutrientes de las frutas que son ideales para el desayuno

También te puede interesar: Desayunos nutritivos y deliciosos  

 

Ricas en Vitamina C

También conocida como ácido ascórbico, se encuentra principalmente en frutas y verduras. Ayuda a la formación de músculos, vasos sanguíneos, cartílagos y producción de colágeno, una proteína necesaria para cicatrizar las heridas, ideal para los niños que están en proceso de crecimiento y que son más propensos a caerse y lastimarse.

La vitamina C también mejora la absorción del hierro y contribuye al normal funcionamiento del sistema inmune, así tu hijo tendrá mayor protección ante virus y bacterias que quieran entrar a su cuerpo.

La fruta que contiene más vitamina C es la guayaba, aunque también se encuentra presente en cítricos como: naranja, mandarina, toronja; en frutas un poco más dulces como: kiwi, papaya y fresa, entre otras.

 

Con alto contenido de fibra

La fibra es indispensable para el cuerpo y las frutas tienen un alto contenido de ésta. Ayuda al correcto funcionamiento del sistema digestivo y hace que la absorción de grasas y azúcares sea más lenta y que su exceso se elimine del organismo.

Para obtener los beneficios de la fibra presente en las frutas, se recomienda comerlas enteras y con cáscara, ya que contienen la mayor parte de ésta. Si acostumbras a tu pequeño desde temprana edad a comerlas de esta manera, será un hábito  que conservará con el tiempo.

Las frutas con alto contenido de fibra son: coco, higos, banano, pera, ciruela, manzana y naranja, entre otras.

Un desayuno saludable puede incluir banano

 

Ricas en Vitamina A

Esta vitamina ayuda a que el sistema inmune funcione bien, contribuye a la formación y mantenimiento de células, al igual que los tejidos blandos, membranas, mucosas y a tener una buena visión.

Está presente en frutas como: mango, melón, durazno, granadilla y zanahoria, entre otras.

 

Con antioxidantes

Normalmente los antioxidantes están relacionados con el retraso del envejecimiento, pero los niños también los necesitan, porque ayudan al desarrollo de los músculos y huesos. Además, contribuyen al normal funcionamiento del sistema inmune.

La principal fuente de antioxidantes para los niños está en las frutas. Puedes incluir en su dieta: moras, fresas, frambuesas, arándanos, uvas, sandía y cítricos como la naranja y la mandarina, entre otros.

Es clave que le enseñes a comer frutas para el desayuno a tu hijo desde temprana edad, son deliciosas y tienen muchos beneficios para el cuerpo.  

Para un desayuno saludable debes incluir una porción de fruta y la puedes acompañar con un wrap de queso y un vaso de leche con MILO® que tiene ACTIV-GO®, una combinación de malta, vitaminas y minerales que contribuyen al normal funcionamiento de los músculos y huesos de los niños.

 

También te puede interesar 

Alimentos y ejercicios para reforzar la defensas de los niños