SANTIAGO GRILLO

Windsurf (vela)

Un niño que desafía las corrientes, un hombre que las navega hacia el triunfo

A los 10 años Santiago Grillo enfrentaba por primera vez la corriente del lago Calima. Su mamá le había enseñado a navegar y su papá le había regalado su primera tabla y sin saberlo su primer reto; la tabla no tenía ningún amarre que pudiera llevarlo a tierra, exigiéndole esforzarse el doble para no perderse en el intento.

En su familia la pasión por navegar se lleva en la sangre. Su papá le mostró los principios básicos de la vela, pero la pasión de Santiago por el windsurf lo empujó a buscar nuevas competencias para medirse con los mejores. Allí aprendió que los campeonatos son largos, que hay que sobreponerse a los días malos y que el cuerpo puede dar mucho más si a uno lo empuja el deseo de triunfar.

Con 29 años, Santiago es el único colombiano que ha clasificado en la categoría Windsurf RS:X a los Olímpicos de Rio 2016, son los terceros a los que asistirá, un logro que también se debe en parte a Camilo Galeano, su compañero en el equipo nacional que lo apoyó para que clasificara.

El reto para esta vez está en mejorar su clasificación de los Olímpicos pasados, por eso entrena duro y se cuida en su alimentación, tomando sacrificios como pasar menos tiempo con su familia y amigos, él sabe que en parte lo hace por ellos.

MILO® patrocinador del Comité Olímpico Colombiano y de una generación formada por el deporte.