Lonchera siempre lista

Con el corre-corre de la mañana es natural que la lonchera a veces resulte ser preparada de afán. Sin embargo una buena planeación puede ser realmente provechosa para alistar una lonchera 10.

Paso 1: haz una lista de compras enfocada solo en la lonchera, así al momento de mercar ya habrás elegido con cabeza fría lo que llevará tu hijo.

Paso 2: inventa un menú semanal con las cosas que más le gustan a tu hijo, trata de no mandarle cosas que no haya probado, de lo contrario será dinero y tiempo perdido.

Paso 3: una vez tengas decidido qué vas a enviar en la lonchera gana tiempo y adelanta la preparación en la noche. Por ejemplo, prepara el pastel o alista los ingredientes del sándwich de modo que en la mañana el tiempo rinda mucho más.