¿Cómo lograr que tu hijo tenga una alimentación nutritiva?

Se dice que el desayuno es la comida más importante del día, y es así porque es con la que se rompe el ayuno después de las horas de sueño. Además, le dará a tu hijo la recarga de nutrientes y energía que necesita para iniciar sus actividades. Conoce cuáles grupos de alimentos debes incluir y algunas recomendaciones para que tus pequeños disfruten de una alimentación nutritiva.

Cuáles son los componentes de una alimentación nutritiva para un desayuno balanceado

La primera comida de tu hijo debe incluir un alimento de cada uno de los grupos nutricionales para garantizar que tenga energía y una alimentación saludable y balanceada 

1. Carbohidratos:

Son los encargados de darle energía a tu pequeño,  la recomendación es que estos sean integrales. Puedes elegir entre dos tajadas de pan integral o 7 granos, dos galletas, o qué tal unos pancakes con avena, que te enseñamos a preparar a continuación:

Ingredientes:

  • -1/2 banano triturado
  • -1/2 taza de avena
  • - ½ taza de agua o de bebida de almendras
  • -1 huevo
  • - Una pizca de canela en polvo
  • - Media cucharadita de mantequilla

Preparación

Mezcla en la licuadora por 1 minuto el banano, la avena, el agua, el huevo y la canela. Luego pon la mantequilla en un sartén antiadherente y pon un poco de la mezcla. Espera a que se dore por las dos caras y listo.

Pancakes-de-avena-y-banano
Receta de pancakes de avena y banano

2. Fruta:

Son perfectas para el aporte de vitaminas, minerales y fibra necesarias para el correcto funcionamiento del cuerpo. Incluye en el desayuno una porción de su fruta favorita. Durante el día tu pequeño debe comer alrededor de 3 frutas y 2 vegetales.

Desayuno-saludable
Frutas ideales para un desayuno saludable

3. Proteína:

Va a recargar de energía a tu hijo y le ayudará a reducir la sensación de hambre. Puedes optar un huevo en la preparación que más le guste, una porción de queso, un vaso de yogurth o un  MILO®, solo debes adicionarle dos cucharas a un vaso de leche descremada con hielo para las mañanas calurosas o un vaso de leche caliente para las mañanas frías;  además de ser delicioso y cumplir con el requerimiento de proteína, tiene ACTIV-GO®, una combinación de malta, 6 vitaminas y 3 minerales, que le ayudarán a tu pequeño a reducir la fatiga y estar enérgico durante el día. 

4. Agua:

Es importante que fomentes el consumo de agua, esta le ayudará a tener un correcto funcionamiento del cuerpo, a digerir correctamente los alimentos y a estar hidratado. 

Recomendaciones nutricionales

  1. Fomenta los hábitos saludables de alimentación desde temprana edad, así cuando tu pequeño crezca ya estará acostumbrado y no será un sacrificio comer sano y balanceado.
  2. Motiva el consumo de agua;  en el desayuno  inclúyelo siempre
  3. Acostumbra a tu hijo a comer -las frutas que apliquen- con cáscara, esta tiene la fibra que es necesaria para el correcto funcionamiento del sistema digestivo.
  4. Entre el porcentaje de calorías que un niño debe consumir en el día, el 25% debe corresponder al desayuno, estas deben ser proporcionadas por el consumo de un lácteo, cereal, proteína y fruta.
  5. Asegúrate de que tu hijo realice mínimo 60 minutos de actividad física durante el día, esto junto con la alimentación es lo que necesita para estar sano.