Deporte según edad

¿Cuál es el mejor deporte según la edad de tus hijos?
¿Quieres que tu hijo lleve una vida saludable desde pequeño? Hacer actividad física es una de las mejores opciones que tienes para alcanzar esa meta y por eso hoy te contamos cuáles son los deportes más adecuados de acuerdo a la edad de tu pequeño.
Como mamá, te preocupas por el bienestar de tus hijos y quieres que adopten un estilo de vida saludable. Una dieta equilibrada y la práctica constante de ejercicio regulan el peso corporal y son el camino para prevenir los efectos del sedentarismo, como la obesidad, desde una edad temprana. Recuerda que el 80% de los adultos que padecen la enfermedad fueron obesos de pequeños1.
Con la actividad física se incrementan la motricidad y la capacidad cognitiva y social en niños y adolescentes. Sin importar la edad, el deporte estimula los tejidos óseos y musculares de tus hijos,desarrolla la coordinación motora, la agilidad y el equilibrio y genera en los niños disciplina y habilidades sociales propias del trabajo en equipo. Además de prepararlos físicamente y que puedan sobresalir desde pequeños, el ejercicio les permitirá hacer amigos, estimulará el rendimiento académico y fomentará su capacidad de participación2.
Aunque en unas edades los beneficios del ejercicio son más visibles que en otras, desde la pubertad notarás los efectos de una vida saludable desde los primeros años y confirmarás que tomaste las decisiones correctas3.
Antes de iniciar cualquier práctica, revisa con el pediatra el estado de salud de tu hijo para evitar lesiones futuras y encontrar soluciones a problemas del sistema locomotor como el pie plano.
¿Ya estás lista? Elige con tu hijo la mejor opción para comenzar en el deporte, basada en sus gustos y las habilidades que le hayas descubierto para potenciarlas. Si aún no sabes qué camino tomar, creamos una guía por edades y destrezas requeridas a la hora de practicar algún deporte:
¡Al agua patos! (2 a 5 años)
La natación es el deporte por excelencia a cualquier edad y en el caso de los más pequeñitos resulta un camino seguro y libre de golpes al estar protegidos por el agua. La constante supervisión y el acompañamiento son claves. (¡No pierdas de vista al niño en ningún momento!)Aprender a nadar permite que los niños adquieran habilidades necesarias antes de enfrentarse a mayores retos y que les permitan desenvolverse bien en actividades de mayor organización y coordinación, como las que se practican por equipos.

¡Hagan deporte juntos! También en esta edad son importantes los juegos y ejercicios libres, que los niños mismos puedan guiar, como correr con ellos (¡haz que te persigan o persíguelos!) o lanzarles balones para que los atrapen4.

 

¿Listos? ¡Fuera! (6 años)
Según los especialistas, a esta edad los niños ya tienen las habilidades para practicar cualquier deporte y cuentan con la motivación para aprender cada día cosas nuevas (¡aprovéchala!).

 

Permítele a tu hijo descubrir qué quiere hacer llevándolo a practicar diferentes actividades. Es la edad ideal para explorar cuál es su deporte favorito y qué mejor que estar a su lado en ese momento. Salgan al parque juntos y muéstrale con tu ejemplo que el ejercicio es de gran importancia para su crecimiento y desarrollo personales. 5

Tingo, tingo, ¡tango! Es hora de compartir (7 a 9 años)
Después de los seis años los niños ya han adquirido algunos valores para trabajar en equipo y buscar a sus compañeros para conseguir objetivos juntos, bajo las características del juego limpio y el cumplimiento de las normas. Es el momento perfecto para seguir explorando qué les gusta, pero enfocándolos en actividades grupales como el fútbol y el baloncesto; así aprenderán la importancia de la sana competencia, de retarse a sí mismos y de elegir si quieren convertirse en el próximo medallista olímpico nacional (¡¿Lo imaginas en un podio?!) o si practican el deporte por diversión. 6

 

No olvides deportes como las artes marciales que, además del acondicionamiento físico, pueden contribuir con la defensa personal de los niños (para cuando estén más grandes) con la disciplina y el autoconocimiento.

 

Mamá, ¡hoy me quedo a entrenamiento! (10 a 14 años)
Ya lo acompañaste en la aventura de descubrir sus gustos y jugaste con él. ¿Quiere dedicarse al deporte? ¡Es el momento de apoyarlo en la disciplina en la que ha elegido ser el mejor!

 

A los 10 años ya hay un desarrollo corporal importante y se incrementan la fuerza y la resistencia física y tu hijo puede estar listo para disciplinas como el atletismo, el voleibol o las actividades aeróbicas.

 

El cuerpo humano sigue creciendo después de esta etapa (¡en ocasiones hasta los 25 años!) y es necesario que los motives incluso después del desarrollo.

 

Además del ejercicio, es muy importante tener hábitos de sueño saludables y complementar la rutina diaria con una alimentación balanceada. ¡Conviértete en la promotora número uno del campeón que tienes en casa!

Referencias:

1 Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad de España. Actividad física en el niño y adolescente.    
http://www.naos.aesan.msssi.gob.es/csym/alimentacion/categorias/categoria00006.html
2 Geraldine Campos-Díaz. Practica deporte, vive sano. http://www.scielo.org.pe/scielo.php?pid=S1025-55832015000200013&script=sci_arttext&tlng=pt
3 Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad de España. Actividad física en el niño y adolescente.   
http://www.naos.aesan.msssi.gob.es/csym/alimentacion/categorias/categoria00006.html
4 Mayo Clinic. Children and sports: Choices for all ages. http://www.mayoclinic.org/healthy-lifestyle/childrens-health/in-depth/fitness/art-20048027
Arce Villalobos, Marí¬a del Rocí¬o Cordero Alvarez, Marí¬a del Rocí¬o. Desarrollo Motor Grueso Del Niño en Edad Preescolar: Periodo de Educación Física en Jardines Infantiles. Editorial Universidad de Costa Rica. 
5 Ruiz Pérez, L.M. (1994-b): Desarrollo motor y actividades físicas. Gymnos. Madrid.
6 González, J. L. (1997). Psicología del Deporte. Madrid. España